Granada más allá de la Alhambra

Granada es una de las ciudades más bonitas de España. Es conocida en todo el mundo por la Alhambra. Si sólo puedes estar un par de día en este lugar, puedes conocer qué es indispensable conocer haciendo clic aquí. No obstante, si vas a pasar más días, Granada tiene mucho más que enseñarte.

 

Mirador de San Nicolás

Este mirador se encuentra en lo alto del Albaicín y, aunque las vistas son impresionantes, no son lo único por lo que merece la pena subir hasta aquí.

la-alhambra-desde-el-mirador-de-san-nicolas

Durante todo el día y parte de la noche el ambiente de este rincón es inigualable: gente de todo los lados, flamenco, puestos de artesanía…

Si quieres ir más allá, puedes subir un poco más y llegar hasta el Mirador de San Miguel.

 

Sacromonte

El Sacromonte es conocido como el barrio gitano de la ciudad. Se encuentra en la ladera del Cerro de San Miguel, por lo que hay que hacer una buena caminata para llegar hasta él.

el-sacromonte-granada

Por sus casas no han pasado los años y sus calles estrechas y sinuosas nos recuerdan a la época musulmana.

En ellas no falta el arte de esta zona y el amor por la poesía, que queda reflejado incluso en sus fuentes. Además, las vistas de la ciudad y la Alhambra no tienen nada que envidiar a las de los miradores.

fuente-del-sacromonte

 

Casa-Museo de Federico García Lorca y Manuel de Falla

En el Parque Federico García Lorca se encuentra la Huerta de San Vicente, que fue la casa de verano del poeta Federico García Lorca.

En la actualidad se realizan visitas guiadas por ella. Sorprende verla tal cual estaba en los años de vida del poeta, incluyendo obras de arte y posesiones de éste.

casa-de-federico-garcia-lorca

Además, tiene un importante archivo fotográfico con el que conocer los veranos que Lorca pasó en esta casa, en la que escribió grandes obras como La Casa de Bernarda Alba.

Si te interesa la música, te recomiendo visitar la Casa Museo Manuel de Falla, en la que estuvo viviendo el compositor durante una importante época. En ella, se reunía con sus compañeros, entre los que estaba Lorca.

También está conservada a la perfección. Además el guía cuenta interesantes historias sobre su vida en Granada. Si te animas a visitarla, se encuentra en la subida hacia la Alhambra, al lado del Hotel Alhambra Palace.

casa-de-manuel-falla

 

Teterías y restaurantes árabes

La esencia de Al-Ándalus aún sigue presente en las calles de Granada. Por ello, sobre todo en el Albaicín, puedes ver multitud de locales de temática árabe.

Muchos de ellos cuidan al detalle su decoración y te transportan a otra época. Además, tienen menús de comida típica árabe, los cuales son bastante económicos.

teteria-de-granada

 

El Realejo

Es el barrio judío de la ciudad, el cual estuvo habitado por esta comunidad durante la época del Al-Ándalus. Pese a que no se conserva ninguna sinagoga, sí es posible visitar el Museo Sefardí.

Este barrio tiene un buen ambiente nocturno, pues en él hay varios pubs y locales perfectos para tomarte una copa, o dos.

 

Monasterio de San Jerónimo

Se encuentra a unos diez minutos andando del centro de la ciudad. Este monasterio renacentista tiene un tranquilo claustro habitado por naranjos.

Aunque el resto de sus dependencias son bastante sobrias, hay una que te deja sin habla al entrar en ella… su iglesia. Está totalmente recargada de esculturas y pinturas. Además, es de grandes dimensiones.

iglesia-del-monaterio-de-san-jeronimo

Hay tal cantidad de obras de arte que podrías pasarte horas para verlas todas una a una.

Como ves, pese a que en Granada reine la Alhambra, hay mucho más que descubrir en ella. La esencia de esta ciudad enamora a todo aquél que decide invertir más de dos días en ella.

3 pensamientos en “Granada más allá de la Alhambra

  1. Jorge (laguiaviajera)

    Siempre nos quedamos con la Alhambra y la verdad es que la ciudad merece una visita más pausada. Su catedral también teien mucho interés. Y romarse un te a la menta y una shisha en alguna de sus teterías merece mucho la pena!

    Responder
    1. Eva Autor

      Es innegable que la Alhambra es la reina y su catedral una pieza fundamental (de ellas hablo en el post anterior), pero sí, Granada tiene mucho más. Qué bien entran esos tés, sobre todo en invierno 😀

      Responder
  2. Pingback: Qué ver en un fin de semana en Granada - Meraviglia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *